domingo, 14 de mayo de 2017

TVE consigue su quinto último lugar y empeora su audiencia

La representación en Eurovisión de TVE sigue dando que hablar este año. Si ya hubo polémica inicial tras el proceso de selección, lo que mal empieza no puede acabar más que peor. El cero concedido por los expertos y profesionales internacionales que conforman el jurado y los 5 puntos enviados desde Portugal como botín único entre todos los espectadores de Europa es el desalentador bagaje final que la representación de TVE saca de Eurovisión 2017.

Las declaraciones ayer de Navarro y la nueva jefa de delegación, evadiendo casi cualquier autocrítica, dejan desafortunadamente poco a la esperanza de recuperar algún día una participación digna y al nivel de la competencia europea. Y al nivel del interés del espectador español, que cada vez más se siente alejado al festival con apuestas poco atractivas y nombres desconocidos que nada hacen por aumentar una audiencia que vuelve a marcar mínimo: 28,4% y apenas 4.056.000 televidentes, rozando ya los niveles de los desérticos años 90, sin interés y con aún menos promoción que entonces.




No hay comentarios:

Publicar un comentario